domingo, 18 de enero de 2015

Reseña: Buscando a Alaska

Título original: Looking for Alaska.
Autor: John Green.
Editorial: Castillo.
Nº de páginas: 253.

Sinopsis 

"Voy en busca de un Gran quizá." Miles se siente fascinado por estas últimas palabras del escritor François Rabelais. Aburrido de su monótona existencia, inicia  su propia búsqueda y se muda a Alabama para terminar sus estudios en el internado Culver Creek. Ahí, su recién descubierta libertad y sus nuevos amigos, Chip, Takumi y Alaska, lo lanzan de lleno a la vida. Tiene experiencias nuevas y cada vez está más interesado en la enigmática e impredescible Alaska. Sin embargo, una inesperada enseñanza le mostrará la cara negra del Gran quizá, mientras reverberan en él otras últimas palabras que lo llenan de incertidumbre, las de Simón Bolivar: "¿Cómo voy a salir de este laberinto?".




Opinión personal

Este es el libro con el que debuta en el panorama literario nuestro tan querido John Green que la gran mayoría conocimos con Bajo la Misma Estrella. A decir verdad, al principio no tenía muchas ganas de leer el libro, porque la sinopsis no me llamo para nada la atención, por lo que no lo compre aunque estuve bastante tiempo esperando que llegara a mi ciudad. 
Pero finalmente le dí una oportunidad y lo leí, y no me arrepiento de haberlo hecho.
Todo comienza con Miles, un adolescente con problemas de socializar en su escuela, no tiene demasiados amigos, o casi ninguno diría, y le encanta memorizar las últimas palabras de personas reconocidas (al igual que John Green), es un personaje bastante curioso debido a esa manía de las últimas palabras, con una personalidad bastante tranquila y dócil. Pero un día, incentivado por las ultimas palabras de François Rabelais "voy en busca de un gran quizá", se decide ir en busca de su propio quizá. Así llega al Culver Creek, el internado donde iba su padre en su momento. Cuando llega de inmediato se hace amigo de su compañero de cuarto Chip. Este joven extrovertido, fuerte y seguro de sí mismo sera el que dará pie a toda la aventura a la que Miles fue a buscar. Chip, "el Coronel", le presenta a Miles, "el Gordo", sus amigos Takumi y Alaska. Tukumi es un chico simpático, divertido y que siempre está disponible para sus amigos; mientras que Alaska es una chica enigmática, con cambios de humores radicales, en un momento puede ser la chica más simpática, cálida y buena onda del mundo y de un minuto a otro puede romper a llorar sin la más mínima razón, o por lo menos que la comparta con sus amigos, eso es lo que crea una especie de aureola de misterio al rededor de esta chica, que por más que sea su amiga, nunca pueden llegar a conocerla del todo.
Miles se queda impresionado por ella desde un primer momento, e inmediatamente pasa a representar un papel muy importante en su vida, ya que Alaska es ese tipo de chicas extrovertidas y con una energía inagotable, que se hacen amar así de fácil.




ZONA SPOILER


Pero un día todo cambia, cuando Alaska sufre un horrible accidente y fallece, fue cuando la vida de Miles, Takumi y el Coronel necesita encontrar un rumbo. Los tres se sienten culpables por la muerte de su amiga, ya que si bien era una chica impulsiva, a ninguno de los tres se le ocurrio detenerla cuando salió como loca en su auto, borracha, a las tres de la mañana.
Entonces encuentran un único objetivo: el de entender qué fue lo que paso, porqué se fue. Trabajaron mucho hasta que lograron vislumbrar una respuesta, que si bien no estaban seguros de si era verdad o no, para mí fue muy acertada.
Entonces deciden hacer una gran travesura, al estilo Alaska Young (quién en realidad la había planeado antes de morir), en su honor.


ZONA LIBRE DE SPOILER


Buscando a Alaska resalta muy bien la forma de escribir de este autor, quien rompe a pedazos  tu corazón, pero después te da una hermosa reflexión que te enseña mucho sobre la vida, sobre la existencia misma y llena un poco el vacío que deja en tu interior. Es un libro que trata sobre el crecimiento de las personas, que trata de explicar sentimientos con los que nos enfrentamos día a día y cómo podríamos tratar de salir de nuestro laberinto de sufrimiento, si es que lo queremos.
No es un libro demasiado profundo, es un libro para disfrutar de su lectura sin excesivo contenido, pero con una reflexión final que ami me llegó mucho.
Una vez más, John Green me hizo replantearme mi vida, como ya lo hizo con Bajo la misma estrella.




Si lo leyeron cuéntenme qué les pareció. ¡Nos leemos! Besos.

14 comentarios:

  1. ¡Hola! me gusto mucho su reseña y e decidido que le dare una oportunidad al libro, muy buena reseña, gracias por hacerla, yo hace poco estaba pensando en leerlo pero no sabia si valdria la pena y tenia miedo de que si lo leo me defrauda o no sea tan bueno como "Bajo la misma estrella", le dare una oportunidad.

    Saludos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es exactamente lo mismo que me pasaba a mí, tenía miedo que me defraudara por simplemente ser John Green, el autor de Bajo la misma estrella. Pero finalmente lo leí sin compararlo con el anterior libro, y si bien la estructura es mas o menos parecida, son dos libros distintos, y cada uno tiene una belleza y una enseñanza distinta. En fin ¡Ambos son buenos libros!
      Gracias por comentar :) Besos

      Eliminar
  2. Ya esta en mi lista de libros (: pasate por mi blog se quieres es este: http://thingsofletters.blogspot.com.es

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Genial, espero que te guste <3 Besooos, ahora paso

      Eliminar
  3. ¡Hola!
    Gracias por la reseña. ¡Qué ganas de leer este libro! :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola! No hay de qué, cuando puedas léelo, es un libro simple pero bonito :) ¡Besos!

      Eliminar
  4. Hola :D Veo que te gustó y me alegro mucho, porque hay muchísima gente que odia este libro.
    A mi, personalmente, me encantó y creo que la mejor parte del libro es el final, que al igual que a ti, la reflexión final de Miles me llegó y además, me dejó pensando mucho. Cuando terminé de leerlo, me sentía muy vacía…
    Gracias por la reseñaa!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No puedo evitar pensar que a la gente que no le gustó el libro es porque esperaban algo como BLME, y aunque son bastantes similares, no son los mismos libros. La reflexión final de Miles también es mi parte favorita, cuando terminé de leerlo quede acostada literalmente como un bicho bolita, pensando y pensando jajaja
      Gracias por comentar :D Besooos

      Eliminar
  5. ¡Hola!
    Todavía no he leído ni este ni El teorema de Katherine, aunque lo haré muy pronto porque ya los tengo en mis estanterías... jeje
    Me alegro que te gustara.
    ¡Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Que suerte la tuya! Espero que los leas pronto y te gusten :)
      Yo aún no he leído El teorema de Katherine, pero también están en mi lista así que espero leerlo pronto
      Saludooos

      Eliminar
  6. Aun lo tengo esperando en la estantería, pero despues de esta reseña, creo que intentare leerlo lo antes posible jejeje
    Besitos :3

    ResponderEliminar
  7. Espero que te guste como a mí <3 Besooos

    ResponderEliminar
  8. Tengo el libro pendiente, a ver si me animo :)
    Te sigo! Pasate por mi blog si quieres
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En mi opinión es buen libro para pasar el rato, ahora me paso :D
      Besooos

      Eliminar